Usted está aquí: Inicio

Miguel Funes Gálvez

Participa en MUSICALITURGICA.COM en el Servicio Litúrgico, aportando cada semana una homilía para el Domingo correspondiente.
Sacerdote de la Diócesis de Jaén.
En la actualidad, está adscrito a la Parroquia de San Miguel de Jaén, como Párroco Emérito, además es Canónigo Emérito de la Catedral de Jaén.

Lunes, 16. Julio 2018 - 11:01 Hora
DOMINGO XVI DEL T. ORDINARIO/B

• Textos bíblicos

Jeremías 23, 1-6
¡Ay de los pastores que dispersan y dejan perecer mis ovejas...! Les tomaré cuentas y yo mismo reuniré al resto del rebaño y lo salvaré.

Salmo 22
El Señor es mi Pastor nada me falta; en verdes praderas me hace recostar y me conduce a fuentes tranquilas y me prepara una mesa ante mí.

Efesios 2, 13-18.
Cristo ha hecho una sola casa de dos pueblos, judío y gentil, derribando muros que nos separan y reconciliándonos con Dios y con nuestros hermanos.

Marcos 6, 30-34
Los Apóstoles volvieron a reunirse con Jesús y le contaron todo lo que habían hecho. Él les dijo: venid a descansar un poco.... Se fueron en barca a un sitio tranquilo, y al desembarcar Jesús vio una multitud y le dio lastimas de ellos, porque andaban como ovejas sin pastor.

• Ora con el salmo 22
El Señor es mi Pastor nada me falta
El salmista en este bello poema idílico juega con dos alegorías similares “Pastor y anfitrión hospitalario”. Teológicamente es una lección magistral sobre la confianza en Dios.
La vida del Padre Llorente en Alaska fue un canto permanente
del salmo 22.
Bella es la descripción de la imagen de pastor, que hace Fray Luis de León en su obra “Los Nombres de Cristo”, y no menos expresivo es el soneto de Lope de Vega sobre Jesús-Pastor.
¡Ay de los pastores que dispersan y dejan perecer a las ovejas de su rebaño! A Jesús le dio lástima de la multitud, porque ésta andaba como ovejas sin pastor (Jer.23 Mc.6).
El pastoreo en Israel es algo muy importante en su economía. Ahí están Abraham, Lot, José y sus hermanos. A los reyes se les designaba con el título de pastor.
Hoy los valores objetivos están en quiebra; se impone
la verdad oficial del poderoso de turno, llegándose a aprobar leyes como legítimas lo que es ilícito, como el aborto. El impacto es funesto: deterioro del sentido del deber, la permisividad, la insolidaridad, el admitir el error, la peor de las esclavitudes. Sin Dios el hombre está perdido, y excluir la religión es socavar las bases de la convivencia, ya que antes que el orden social y político están las bases del orden moral. Un Estado aconfesional no puede hacer profesión de un credo sin Dios; y el legislar, sin el menor respeto al orden moral objetivo, la mejor de las democracias degenera en tiranía. Sustituir la confesionalidad religiosa por otra laicista, sin Dios, es negar el aconfesionalismo del Estado y olvidar que el ejercicio de la libertad religiosa de los creyentes forma parte del bien común, que el Estado debe proteger y fomentar.

• Sugerencias pastorales
El salmista juega con dos alegorías “pastor y anfitrión hospitalario”. Hoy nos sienta en el banquete eucarístico y mañana en el banquete escatológico. La imagen pastoril nos lleva al Éxodo donde Yahvé aparece sacando a su rebaño de las manos crueles de los egipcios. Hoy se habla más de lobos rapaces que de pastores. A Jesús le dio lastima de la multitud, porque andaba como ovejas sin pastor.
En una velada benéfica el capellán invita al poeta a declamar el salmo 22 que al terminar con gran éxito recibe un gran aplauso, entonces el poeta invita al sacerdote a que él declame el salmo; y al terminar le dice – yo conocía el salmo, pero Vd., conocía muy bien al pastor. El trabajo de los pastores es ir delante de la ovejas y reunir al rebaño.
En línea con la primera lectura Marcos nos describe la misma realidad desde una perspectiva socio-religiosa. No podemos quedarnos estáticos sin llegar a los hogares en un clima de interés y escucha.
San Pablo a los Efesios intenta cambiar la imagen pastoril por la de ingeniero que ha multiplicado el bienestar consumista tirando muros y construyendo puentes. ¡Qué bien hizo ésto el Padre Llorente en Alaska, no sólo elevando el nivel de sus habitantes sino animando a toda la juventud del mundo con sus crónicas mensuales!

Lunes, 9. Julio 2018 - 11:16 Hora
DOMINGO XV DEL T. ORDINARIO/B

• Textos bíblicos

Amós 7, 12-15
El sacerdote de Betel dijo a Amós, vete y refúgiate en Judá. Respondió Amós: no soy profeta sino pastor y cultivador de higos. Vete y profetiza a Israel.

Salmo 84
Muéstranos tu misericordia y danos tu salvación.

Efesios 1, 3-14
Bendito sea Dios que nos ha destinado a ser sus hijos.

Marcos 6, 7-13
Jesús envía a los 12 de dos en dos a evangelizar

• Ora con el salmo 84
Muéstranos, Señor, tu misericordia y danos tu salvación.
Vamos a jugar con unas figuras geométricas - ángulo, triángulo, pirámide, y círculo concéntrico – como puntos cardinales de la geografía del espíritu – “misericordia, justicia, verdad y paz”.
El ángulo, en su lado vertical, nos habla de la misericordia de Dios, hecha Sacramento de la Penitencia.
Y en su lado horizontal aparece ese ejército de millones de pobres, cogidos de la mano de misericordia, quienes, gracias a la generosidad de miles de creyentes que viven en profundidad “los misericordiosos alcanzarán misericordia” han encontrado respuesta a su situación.
Abro la Biblia y salen a mi encuentro los Profetas con su centro bifocal en su predicación –“Dios y el hombre”. ¡Qué triángulo más perfecto encontramos sobre el tema justicia en los Profetas!
Condenan a cuantos desprecian a Dios y humillan al pobre; reprueban toda clase de injusticias; denuncian toda corrupción en el ejercicio de la justicia; anatematizan los sobornos en la administración de la justicia y a quienes se enriquecen indignamente
De la alteridad de la justicia, basada en sus tres relaciones fundamentales, surgen las tres clases de justicia: “de sus relaciones horizontales, de unos con otros, aparece la justicia conmutativa; y de sus relaciones verticales, de la colectividad hacia el Estado y del Estado hacia la colectividad, nace la justicia legal y distributiva.
Avanzamos en nuestra reflexión y nos familiarizamos con la palabra verdad por ser inconcebible un mundo incomunicable
El amor a la verdad supone buscarla, practicarla, anunciarla, defenderla y denunciar cuanto la ocultan. Para un creyente este amor a la verdad nace de la fe en Cristo, que es la verdad; buscar, pues, la verdad es buscar a Cristo y negarla es negar a Cristo.
Hoy que se cotiza el valor libertad está claro que no se puede ser libre sin verdad. Ya lo dice la Escritura: “la verdad os hará libres”.
Juan Pablo II en la encíclica “Veritatis Splendor” afirmaba: “solamente la libertad que se somete a la verdad conduce a las personas a su verdadero bien. El bien de la persona consiste en estar en la verdad y en realizar la verdad”.

• Sugerencias pastorales
Por el libro de Gonzalo Altozano, “No es bueno que Dios esté sólo”, desfilan grupos defensores de la fe, ofreciéndonos reportajes desde el terrorista que se convierte al taxista que hace de su taxi un templo y todo como auténtica geografía del espíritu en figuras geométricas: el ángulo en su lado vertical es la misericordia y en el horizontal los miles de pobres que gracias a los misericordiosos han salido de su situación; en el vértice del triángulo resuena la voz de los profetas que insisten en la justicia ante Dios y ante los hombres para que actualizando la doctrina social de la Iglesia acabemos con la ley de la selva y la banda de bandidos.
Hoy que se cotiza el valor libertad está claro que no se puede ser libre sin verdad; ya lo dice la Escritura: “la verdad os hará libres”; sin embargo tenemos la sensación que la moneda en curso legal es la mentira; por eso, Amós sigue siendo actual para cuantos navegan por el mundo de la justicia, después de 29 siglos. En el salmo miramos los 4 puntos cardinales del espíritu: misericordia, verdad, justicia y paz... Actualicemos las enseñanzas de Amós y la primera experiencia apostólica de los Apóstoles, para vivir el plan de Dios para los Efesios.

Vieja contribución

Iniciar sesión